La crisis energética amenaza la producción industrial en Alemania

A raíz de los costos derivados del conflicto ruso-ucraniano muchas empresas no consiguen contratos de suministro eléctrico para trabajar.

24 octubre, 2022

La Asociación de Cámaras de Industria y Comercio de Alemania (DIHK) alertó sobre la posibilidad de paros obligados de producción en las empresas como consecuencia de la crisis energética provocada por el conflicto ruso-ucraniano.

“Recibimos a diario llamadas de auxilio de empresas que ya no pueden conseguir un contrato de suministro de energía para el año próximo; si no se encuentra una solución, partes de nuestra economía se paralizarán a finales de año”, dijo el presidente de la DIHK, Peter Adrian, a la agencia DPA.

Además, pidió al gobierno federal que actúe y señaló que muchos proveedores de energía ya no pueden pagar los depósitos de seguridad en sus contratos a plazo para protegerse de las fluctuaciones del precio de la energía.

Estos depósitos “han alcanzado niveles tan astronómicos, análogos a los precios de la bolsa, que las empresas municipales y otros proveedores ya no pueden hacer ofertas a sus clientes para el suministro de electricidad y gas; necesitamos rápidamente un marco de garantía estatal, como hicimos durante la crisis financiera”, dijo el directivo empresarial.

“El freno al precio del gas propuesto por el Gobierno no resuelve este problema”, dijo Adrian, “porque reduce el precio para el cliente final con la subvención estatal, no para el proveedor”.

A diferencia de lo que ocurre en hogares y empresas pequeña, las grandes compañías no tendrían derecho a una compensación por parte de los proveedores de base.

“Por lo tanto, estas empresas se quedan completamente sin energía sin una oferta de contrato y tendrían que dejar de funcionar”, afirmó. “Necesitamos urgentemente un suministro sustitutivo también para las empresas, así como una garantía de liquidez para los proveedores”, agregó.

De lo contrario, se corre el riesgo de que se produzcan restricciones en importantes sectores económicos, incluidos los que son esenciales para la salud y la infraestructura social de nuestro país”.

El Gobierno alemán planea un “paraguas defensivo” de hasta 200.000 millones de euros para apoyar a los consumidores y las empresas debido a los altos precios de la energía.

En tanto, según un sondeo de la asociación empresarial que agrupa a las pequeñas y medianas empresas alemanas, dado a conocer este sábado, más de un tercio de ellas teme por su existencia.

De acuerdo con el relevamiento, más de 26% de las empresas prevé un descenso de las ventas en los próximos meses, frente al 16% que así lo preveían en el trimestre anterior.

Por otro lado, casi 30% de las compañías obtuvieron menores beneficios de julio a septiembre, mientras que el número de empleados se estancó.

Noticias Relacionadas

Ver Más Noticias Relacionadas

Alertan que la economía mundial se desacelerará en 2023

Se estima que habrá un “masivo e histórico” shock energético motivado por la guerra entre Rusia y Ucrania.

Hace 2 semanas
Por

Qatar 2022: cómo es el estadio hecho con containers reciclados

"974 Stadium" es el primer estadio sustentable y desmontable, hecho con 974 contenedores.

Hace 3 semanas
Por

Por mínimo margen Lula da Silva vuelve a la presidencia de Brasil

Se impuso en el balotaje con el 50,9% frente al 49,10% del presidente Jair Bolsonaro. Afirmó que gobernará "incluso para quienes no me votaron, no existen dos Brasil".

Hace 1 mes
Por

Excelerate y Alemania anuncian un acuerdo de alquiler de un buque regasificador

El contrato será por cinco años y establece que el buque se embarcará en el primer trimestre de 2023.

Hace 1 mes
Por

Europa acuerda medidas para contener el precio de las facturas de energía

La presidencia de la República Checa anunció que el convenio se refiere a una reducción obligatoria de demandas de electricidad.

Hace 2 meses
Por

Advierten una posible recesión global en 2023

Un estudio realizado por el Banco Mundial alertó sobre las consecuencias de la caída de los índices de confianza de los consumidores y la desaceleración de las principales economías.

Hace 3 meses
Por