Buenos Aires

23°

Cotizaciones

Dólar

Compra

$ 103.00

Venta

$ 109.00

Euro

Compra

$ 117.90

Venta

$ 118.39

Real

Compra

$ 19.14

Venta

$ 19.17

Información de Provista por

El sector siderúrgico de América Latina continúa en desventaja frente a Asia

Viernes 5 de Noviembre, 2021

Un reciente estudio de la Asociación Latinoamericana del Acero (ALACERO) mostró que las grandes desventajas que existen entre las economías de América Latina frente a sus competidores de Asia en general, y de China en particular, representan un riesgo para el desarrollo de la industria siderúrgica en la región. 

Desde la entidad señalaron que el documento fue elaborado por Germano Mendes de Paula y se enfocó en el análisis comparativo de la situación de Argentina, Brasil, Colombia y México versus la de Corea del Sur, India, Vietnam y China.

El estudio demuestra que al momento de comparar las ventajas entre regiones para decidir dónde realizar una inversión hay cuestiones que influyen que están directamente relacionadas con la competitividad y el crecimiento de las industrias como el nivel educativo de los países, la cantidad de horas que se requieren para cumplir con las obligaciones tributarias, la baja disponibilidad de financiamiento local, o la calidad de los servicios de logística. 

La posición desfavorable que muestra el estudio en el análisis de estas y otras variables en forma comparativa, da como resultado un descenso en el nivel de producción de la industria manufacturera latinoamericana de un 0,6% entre 2010 y 2018, frente a un notable ascenso de Asia, de un 1,5% en el mismo período.

En el caso particular de China, las exportaciones de productos metalmecánicos pasaron de USD 858 mil millones en 2010 a USD 1,3 billones en 2019. Para los cuatro países latinoamericanos analizados, el déficit con China de productos siderúrgicos se amplió de USD 2,4 mil millones en 2010 a USD 3,2 mil millones en 2014 y 2015, para contraerse luego a USD 2,4 mil millones en 2019.

Al respecto, Alejandro Wagner, Director Ejecutivo de Alacero, destacó que “América Latina está en una posición de desventaja frente a ciertas variables, pero tiene a favor el hecho de que es una de las regiones con la producción de acero por tonelada más limpia y sustentable a nivel global. En un contexto global que demanda un compromiso cada vez mayor con la búsqueda de alternativas amigables con el medio ambiente y que reduzcan las emisiones de Gases de Efecto Invernadero a la atmósfera, nuestra industria puede tener un rol protagónico”.

“Lograr un futuro de la industria cada vez más sustentable es el camino para sostener el desarrollo de nuestro sector y con esto nos referimos también al de las comunidades locales de América Latina, cuyo crecimiento está directamente ligado al nuestro a través de miles de puestos de trabajo de alta calidad que funcionan como uno de los principales motores económicos. La industria siderúrgica genera más de 1.2 millones de puestos de trabajo, entre empleo directo e indirecto, con un salario superior al promedio del resto de la industria manufacturera”, agregó.

El estudio realizado muestra que los salarios son un 86% superior en el caso de México; un 70% en Argentina; 55% en Brasil y 41% en Colombia en relación con los salarios de la industria manufacturera en su conjunto.

Sin embargo, mientras que en 2020, la carga tributaria en Asia fue de un 25% y en el resto del mundo de un promedio del 23,8%, en América Latina asciende a un 31,8%.

En lo referido al nivel educativo, el desempeño de las naciones latinoamericanas en el examen PISA 2018, impulsado por la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos, fue inferior al de los países de Asia: mientras que China, Vietnam e India superaron los 500 puntos, México, Argentina, Colombia y Brasil se ubican no superan los 400 puntos, quedando por debajo del promedio OCDE de 489 puntos.

En cuanto al Índice de Desempeño Logístico, los países asiáticos escalaron 3,30 a 3,42 entre 201o y 2018, mientras que América Latina descendió de 3,03 a 2,97 puntos en el mismo período. La desventaja competitiva latinoamericana se amplió en cinco de los seis índices que componen el LPI internacional: aduanas, infraestructura, calidad de los servicios de logística, rastreo y acompañamiento, y puntualidad.

En cuanto a la presión financiera, observada tanto por la baja disponibilidad de crédito como por la alta tasa de interés, es otra importante desventaja competitiva de América Latina.

Por su parte, Mendes de Paula afirmó que “para reducir las asimetrías competitivas existentes y reducir el riesgo de desindustrialización es necesario fortalecer la recuperación económica a través de promover la inversión privada y extranjera, reducir el costo país en aspectos como impuestos y logística, estimular la infraestructura y fortalecer la cadena de valor metalmecánica”.