“Si Milei cumple con su promesa de campaña, levantar el cepo debería ser el siguiente paso”

Estiman que la economía no se recuperará hasta el último trimestre.

Por

22 abril, 2024

Los indicadores positivos de la macroeconomía, defendidos por el gobierno de Javier Milei, contrastan con los de la microeconomía, donde la actividad económica ha caído en una profunda recesión.

Ante este escenario, el economista Kevin Castillo señaló en Ser Industria Radio, que “en muchos espacios cercanos al gobierno, consideran que la estabilización macroeconómica que se está llevando adelante paulatinamente puede ser vista como una señal de potencial éxito“.

“La desaceleración de la inflación más rápido de lo esperado y la licuación de los pasivos del Banco Central podrían llegar a verse como elementos positivos. Ahora, desde el lado productivo, realmente es cuestionable este pensamiento”, agregó.

El integrante del Observatorio de Políticas para la Economía Nacional (OPEN), también indicó que pese a la tendencia a la baja de la inflación, todavía los precios relativos no terminaron de acomodarse.

“El gobierno ya está teniendo un cambio de discurso respecto a los grandes grupos empresarios que tienen la capacidad de fijar precios. Esto lo veíamos más cercano a la retórica kirchnerista. Durante los próximos meses va a haber una necesidad del gobierno nacional de empezar a regular un poco esa primera etapa de liberación de precios, porque el costo de vida se está disparando. Queda un tiempo más para que se terminen de acomodar los precios relativos y faltan algunas subas importantes. Por lo tanto, aún no ha terminado esta vorágine de inflación alta”, afirmó.

El Presidente Javier Milei.

El cepo

Para Castillo, el desenlace de la recesión que enfrenta Argentina, depende de lo que el Gobierno decida hacer con el cepo cambiario, que parece que seguirá por un tiempo más. “Si Milei cumple con su promesa de campaña, levantar el cepo debería ser el siguiente paso”, sostuvo.

En ese sentido, consideró que en un escenario moderado, la eliminación de las restricciones para acceder al dólar implican un tipo de salto del tipo de cambio y eso va a implicar alguna espiralización de la inflación.

“Desde OPEN nos parece un elemento importante para lograr estabilizar de lleno la economía y también para poder tener un marco macroeconómico que permita la acumulación de reservas, la llegada de inversiones y la reactivación económica”, comentó. Sin embargo, agregó que “en caso de llevarse adelante en el corto plazo el levantamiento del cepo, hasta el último trimestre de este año no vamos a empezar a ver una recuperación. La recuperación en V que tanto autoprofetiza el gobierno, por el momento no se estaría dando”.

Según Castillo, la necesidad de “dólares frescos” es crucial para el gobierno nacional, que busca establecer un colchón financiero adicional. Más allá de simplemente levantar el cepo, se plantea la cuestión de cómo hacerlo y las posibles consecuencias asociadas.

El economista, explicó que desde OPEN identificaron tres posibles escenarios para el levantamiento del cepo. En el primero, el tipo de cambio convergería a un nivel muy alto, lo que podría resultar en una profunda recesión, aumentos dramáticos de la inflación y una pérdida significativa del poder adquisitivo. En el segundo escenario, el tipo de cambio se equipararía al oficial actual, una posibilidad considerada de baja probabilidad. Finalmente, en el tercer escenario, el tipo de cambio sería similar al de los mercados financieros o ligeramente más alto.

Además, remarcó la importancia del “cómo” en el levantamiento del cepo radica en las diversas consecuencias que cada escenario acarrea. Por lo tanto, consideró que la entrada de divisas para mantener un tipo de cambio razonable es vital para facilitar una posible recuperación económica en el futuro.

Macroeconomía y desarrollo productivo

El gobierno parece estar enfocado en ordenar la macroeconomía, pero sin tener un programa de desarrollo productivo. Al respecto, Castillo advirtió que “es difícil ordenar la macroeconomía, sobre todo en términos fiscales, con una recesión tan profunda como la que se está viendo desde que asumió el gobierno nacional. Conforme pasen los meses, mientras más se profundice la recesión más difícil va a ser para el gobierno cumplir con su objetivo de estabilización”.

Para el integrante de OPEN, La Libertad Avanza carece de una política productiva, “no tiene sectores a los cuales va a apoyar, desarrollar o fomentar” y aclaró que esto es “propio de una lógica liberal que considera que el mercado ordena”.

Asimismo, consideró que “con una recesión indeterminada en su duración y con ausencia de un plan productivo, es más difícil pensar en una recuperación económica y en una estabilización. Son herramientas de las cuales se está prescindiendo y se está apostando al orden macrofinanciero”.

Castillo también hizo hincapié en el contexto político, ya que el próximo año es electoral. En este sentido, remarcó que el gobierno necesita asegurar un tipo de cambio estable y perspectivas económicas favorables para garantizar un buen desempeño en las urnas en el 2025.

Déficit cero

Sobre la búsqueda del déficit cero, el economista señaló que no es habitual que los países tengan superávit fiscal. “El problema argentino es que tenemos un historial de default bastante famoso a lo largo del mundo. Por eso, el financiamiento que se puede conseguir para cubrir el déficit tiene un costo elevado. Ahí radica el problema, no tanto en la existencia o no del déficit, sino en la dificultad de financiarlo a un costo razonable”, dijo.

A su vez, remarcó que mucho del superávit que tiene el gobierno nacional está basado en pisar pagos y esa estrategia tiene un límite, porque llega un momento en donde no se puede seguir acumulando deuda. “Llega un momento en donde necesariamente tenés que pagar, sobre todo en las prestadoras de servicios públicos, a CAMMESA, ENARSA, que son vitales para el normal funcionamiento de la economía nacional. Ni hablar de la necesidad de actualizar el presupuesto de las universidades públicas, que lo necesitan para poder funcionar en condiciones normales. Cada vez va a ser más difícil sostener el déficit fiscal con esta estrategia”.

Consideró que el gobierno necesita empezar a discutir cómo mejorar la recaudación. “Ahí hay un problema de tinte ideológico, porque el Presidente decía que antes de subir un impuesto se cortaba un brazo. Pero para tener un superávit fiscal o una situación fiscal sustentable a lo largo del tiempo, no solamente va a tener que recortar gastos, de los cuales hay un límite, sino que también va a tener que tener una estrategia para mejorar la recaudación”, concluyó.

Noticias Relacionadas

Ver Más Noticias Relacionadas

Caputo aseguró que en mayo seguirá el superávit financiero y frena aumento de energía

Lo afirmó el ministro de Economia, en el 41° Congreso Anual del IAEF.

Hace 13 horas
Por

Empresarios expresaron acuerdos y diferencias con la modernización laboral

El presidente de CAME se reunió con el secretario de Trabajo de la Nación.

Hace 13 horas
Por

Amplían el programa Cuota Simple y lo extienden hasta fin de año

La medida suma planes de 9 y 12 cuotas e incorpora rubros solicitados al secretario de Industria y Comercio.

Hace 4 días
Por

La inflación continuó descendiendo en abril, aunque sigue siendo alta: 8,8%

Acumula una variación de 65% en el primer cuatrimestre del año, .

Hace 1 semana
Por

Los precios de los agroalimentos se multiplicaron por 3,5 veces del campo a la góndola

En abril, el consumidor pagó $3,5 por cada $1 que recibió el productor.

Hace 1 semana
Por

La recesión se profundiza en el sector industrial PyME y ya alcanza al comercio

Así lo revela la encuesta de ENAC y que contó con la participación de 400 empresas de 21 provincias.

Hace 2 semanas
Por