“Sudáfrica no sólo es un país para hacer negocios, es la puerta al resto de África”

25 agosto, 2021

El presidente de la Cámara de Comercio Argentino Sudafricana, Oscar Hansen, se refirió a las oportunidades que ofrece el país africano para concretar negocios. En ese sentido, destacó que Argentina tiene un gran potencial para la exportación de alimentos y maquinaria agrícola. 

En diálogo con Ser Industria Radio, enumeró las principales dificultades que enfrenta el comercio entre ambas naciones. Al respecto, contó que se está trabajando un proyecto para que el sector privado, junto al Estado, instale una oficina comercial en Sudáfrica que ayude a las PyMEs a vender sus productos en ese país, al que además describió como la puerta a todo el Continente. 

Asimismo, en el marco de la celebración de los 30 años de relaciones diplómaticas entre ambas naciones, Hansen, remarcó la importancia del trabajo en conjunto entre las embajadas e instituciones. 

¿Cómo se desarrolló la relación comercial de Argentina y Sudáfrica?

En lo personal y en términos tal vez no muy empresarios, diría que me enamoré de Sudáfrica la primera vez que pisé ese excepcional país. Desde hace 30 años represento a una empresa sudafricana en toda Latinoamérica, que se dedica a hacer un producto que evita que haya barro en las calles de tierra y en los caminos rurales. A medida que fue pasando el tiempo, la misma gente de la Embajada me invitó a participar de la Cámara de Comercio Argentino Sudafricana, que presido desde hace 20 años. Es una Nación con gente y posibilidades excepcionales, no sólo para hacer negocios, sino que es la puerta al resto de África, dado que representa alrededor del 40% del PBI de todo el Continente y es sin duda alguna el país mejor preparado para desarrollar negocios. 

¿Cómo se componen las exportaciones argentinas a Sudáfrica?

El 50% de nuestros negocios se explica por productos alimenticios, grasas, aceites animales y vegetales, animales vivos y subproductos. Comparativamente, respecto a hace algunos años, las exportaciones son muy bajas. Durante mucho tiempo tuvimos una balanza comercial de alrededor de mil millones de dólares anuales. Hoy estamos en la mitad porque de enero a junio de este año tenemos alrededor de 246 millones de dólares de exportaciones e importaciones por aproximadamente 92 millones. 

¿Qué productos tienen más posibilidades?

Creo que, si trabajamos con la vista puesta en Sudáfrica y todo el continente africano, nuestro futuro exportador, puede ser excelente. La razón es simple: el alimento es fundamental y los argentinos estamos muy bien preparados en materia de alimentos y de maquinaria agrícola. Gracias a la iniciativa de la Embajada argentina en Sudáfrica, que estuvo a cargo de Carlos Sersale, con quien trabajamos desde nuestra Cámara y el INTA, en una campaña muy fuerte para promocionar las empresas, la agricultura es uno de los principales negocios que tiene la Argentina, en maquinaria y las complementariedades de ese sector. De todas formas, hay muchas posibilidades. 

¿Cuáles son las dificultades que impiden una mayor exportación?

La grave situación que estamos viviendo tiene varias complejidades. Primero, la que no sufre todo el mundo: los fletes. Es complejísimo embarcar mercadería al exterior. Número dos, cosa que también nos sorprendió en su momento, la conectividad aérea que hoy no tenemos, la perdimos. Es larga la explicación. En parte se debe a las divisiones de nuestros gobiernos, parece mentira, pero es así. Estamos trabajando muy duramente el tema con las dos embajadas. No se puede pretender que alguien haga negocios si no puede viajar. 

¿El problema es más de logística que de producción?

En primera instancia, el logístico, porque cualquier desarrollo que estés pensando realizar es complejo. Después el desarrollo de los negocios allá, creo que por nuestra propia complejidad. Es muy difícil exportar sin importar, primera cuestión. De todo lo que importa el país, el 60% es para desarrollos de productos que luego se exportan. Ahora se están corrigiendo un poco las cosas, pero fue muy difícil el tema de la importación. Hay que despertar para que esto ocurra. Las posibilidades son grandísimas, gigantes, pero tenemos que ajustar todas estas variables para que sea factible. Si no son factibles nuestras condiciones internas, es muy difícil planear exportaciones. Debemos resolver la logística y la estabilidad gubernamental para desarrollar inversiones y nuevos negocios. 

¿Están trabajando en ese sentido desde la Cámara?

Una cuestión en la cual estamos abocados, es la de abrir una oficina público- privada en Sudáfrica. Esta iniciativa busca facilitar el negocio a PyMEs que no tengan capacidad exportadora o no cuentan con esa experiencia. Teníamos el proyecto aprobado en el anterior gobierno cuando estaba de canciller Jorge Faurie, pero tras las elecciones cambiaron todo. Habíamos conseguido los fondos para un año de trabajo, alquiler de oficinas y el Estado iba a financiar a la persona que estaría a cargo. Este Gobierno también tiene la intención, tuve reuniones con gente del Palacio de San Martín y tenemos la esperanza de lograrlo. Este proyecto facilitará, además, cuestiones legales. En lo personal, cree una empresa que se llama South África Business Centre. Ayudamos en el desarrollo de negocios a alrededor de 100 empresas sudafricanas, con el mismo objetivo, en Argentina y Latinoamérica. 

¿Las PyMEs a qué deberían apuntar?

Pensando en las PyMEs, una de las ventajas que tiene Sudáfrica, es que desde hace muy poco tiempo ofrece libre comercio para sus productos con toda África. Además, tiene libre comercio con la Unión Europea y Estados Unidos. Estas libertades son fantásticas desde todo punto de vista y nosotros de ninguna manera las tenemos. A esto le sumaria que, si querés venderle a África o a estos otros países, recomendaría producirlos en Sudáfrica. Enviando el valor agregado de la Argentina a una zona industrial, con un buen proyecto, un buen programa, es posible presentarlo en uno de los bancos, por ejemplo, el Standard Bank, que es uno de los mejores que hay allá y en 15 días te van a llamar. Si el proyecto es bueno te dan el crédito para producir y exportar. Por supuesto que la habilidad está en que desde acá hagamos el valor agregado para no quedarnos afuera y completar la producción allá. 

¿Cómo es tratar y relacionarse con el empresariado sudafricano?

Existe un feeling humano muy grande entre Sudáfrica y Argentina. Hay muchas explicaciones. No sólo nos unió el deporte, recordemos que Hugo Porta fue el primer Embajador de la democracia en Sudáfrica y lo amaban. Mucho más allá de la explicación racional está la emocional. Uno puede sentarse a conversar con gente de Sudáfrica y siempre le va a ir bien. A ellos les resulta más difícil hacer negocios con Brasil que con nosotros y en algunas oportunidades, empresas argentinas les hemos ayudado a negociar en Brasil. 

Se celebraron 30 años de las relaciones diplomáticas entre Argentina y Sudáfrica ¿Qué evaluación hace desde la actividad privada? 

Así es, el 8 de agosto se cumplieron 30 años. Hemos conocido diplomáticos sudafricanos de lujo, como Peter Goosen. Mientras era el embajador en Argentina, nosotros teníamos a Carlos Sersale en Sudáfrica y las tres entidades trabajamos en conjunto. En ese momento alcanzamos los mil millones de dólares de balanza comercial. Mi larga experiencia me permite afirmar que, para hacer negocios, en el 80% incide la parte humana. Por supuesto después vendrán las realidades, pero hay algo que es el feeling inicial. Eso existe entre Argentina y Sudáfrica, inclusive con África. Hay muchísimos emprendedores argentinos del ámbito de la agricultura que están trabajando en varios países africanos. 

¿Existe la posibilidad de un acuerdo de libre comercio entre ambos países?

Sería un sueño hecho realidad. Pero no es posible porque integramos el Mercosur y no nos permite tener esas individualidades. Recordemos lo que pasó con Uruguay, que quiso tener flexibilidad. Paraguay y Brasil también tienen esa intención. Está el acuerdo del Mercosur-SACU, donde hay una cantidad de productos, pero no la libertad que tendríamos que tener. Un acuerdo del Mercosur con la Unión Africana en su conjunto, sería fantástico para nosotros. 

Más allá de la imposibilidad del Mercosur, ¿en qué perjudicaría a Argentina un acuerdo de libre comercio?

En nada. Si pudiera hacerse, tendríamos una libertad fundamental básica y serviría para un gran desarrollo. El acuerdo Mercosur- Unión Aduanera de África del Sur (SACU), tiene posibilidades de desarrollarse y mejorarse, pero en forma individual, mientras exista el Mercosur, es imposible avanzar. 

Sin embargo, está instalada la idea de que los acuerdos de libre comercio perjudicarían a las empresas argentinas…

Creo que nuestro gobierno no quiere que existan los acuerdos individuales con otros países por fuera del Mercosur. A nosotros nos podría ayudar tener cierta libertad, por lo menos para con el continente africano. También es cierto que Brasil está mejor ubicado estratégicamente para conectarse con África. Tanto en conexiones aéreas como marítimas, tiene muchísima flexibilidad y siempre tuvieron en el caso específico de Sudáfrica un volumen de exportación mayor que nosotros. 

Noticias Relacionadas

Ver Más Noticias Relacionadas

“Tenemos un gasto público infinanciable y un sistema impositivo impagable”, afirmó Enrique Szewach

El especialista expuso en la “Conferencia Industrial 2022”, organizada por la Unión Industrial del Gran La Plata (UIGLP), donde repasó la actualidad de la economía argentina.

Hace 18 horas
Por

Incautan 4.560 toneladas de granos, valuados en más de $160 millones

Estaban destinados al consumo animal y no contaban con la documentación respaldatoria correspondiente.

Hace 19 horas
Por

“Cuando el Estado necesita fondos, inventa un nuevo impuesto”, dijo el presidente de la UIGLP

Bajo la denominación de “Conferencia Industrial 2022”, la UIGLP celebró sus 25 años en el Hotel AMAU de la Universidad Nacional de La Plata (UNLP).

Hace 2 días
Por

La inversión real creció 15,3% interanual en agosto

El sector de la Construcción continúa mostrando cifras intermensuales positivas. Maquinaria y equipo lleva cuatro meses de contracciones.

Hace 2 días
Por

Massa presentó el Presupuesto 2023 que proyecta 60% de inflación

La iniciativa contempla un gasto total de casi 29 billones de pesos, un crecimiento de la economía del 2% y la reducción del déficit fiscal del 2,5 al 1,9%.

Hace 2 días
Por

El BCRA prorrogó la línea de financiamiento para la Inversión Productiva

La línea tiene tasas subsidiadas para adquirir bienes de capital, para la construcción de instalaciones, para producir bienes o servicios, entre otros.

Hace 3 días
Por