“Las criptomonedas se van a valorizar en un año y medio, este es un buen momento para comprar”

Sebastián Nill, especialista en monedas digitales, sostuvo que también son buenos tiempos para adquirir equipos. Explicó las implicancias de la transformación tecnológica denominada “merge”.

3 octubre, 2022

El mundo de las criptomonedas tuvo una novedad muy fuerte en los últimos días, al oficializarse la transformación tecnológica llamada “the merge” (fusión), que permitirá una fuerte reducción en el consumo de energía en la blockchain de ethereum.

Es importante recordar que la citada moneda digital es la segunda en importancia a nive global y representan el 20% del mercado. Para conocer más de este tema, Ser Industria Radio dialogó con Sebastián Nill, CEO de Aeternam Broker.

Entre otros conceptos, el referente en activos digitales afirmó que estamos ante un buen momento para adquirir equipos y acumular criptomonedas, confirmó que se mantiene en interés de los jóvenes por estos activos y destacó algunos aspectos vinculados al conflicto que se desató en Europa del Este “Rusia ha vendido energía a través de criptomonedas para saltar el cepo que le puso la Unión Europea y Ucrania abrió un fondo de recepción de donaciones a través de criptomonedas”, señaló.

¿De qué se trata “the merge”?

Esta actualización tiene que ver fundamentalmente con ethereum, que es, por su importancia, la segunda criptomoneda del mercado y realmente la que ha dado más que hablar en este último tiempo, ya que es 100% programable y apunta a que cualquier programador o desarrollador pueda gestionar aplicaciones sobre esta blockchain en específico. Esto revolucionó el mundo de las monedas digitales, porque incorporó el tema del arte, videojuegos y las famosas aplicaciones descentralizadas que simulan sistemas económicos en los cuales uno puede dar o recibir préstamos, poner su dinero a rendir, generar pooles de liquidez, para que la gente compre y venda criptomonedas de manera 100% descentralizada y anónima. Esto generó una congestión de la red que, de alguna manera dentro del crecimiento esperado, al momento del desarrollo preveía que así ocurriera. Se están tomando medidas para, de alguna manera, volver una red un poco más compleja y que no tenga este problema de escalabilidad que está teniendo.

¿Cuáles serían estás medidas?

Uno de esos desarrollos tuvo que ver con cambiar la forma en la cual se deciden qué transacciones son válidas o invalidadas, lo que es llamado “modo de consenso” o el famoso “algoritmo de consenso”. Esa es la forma en que las blockchain deciden validar o no las transacciones. En el caso de bitcoin se sigue haciendo por poder de cómputo.

¿Cómo es eso?

Básicamente un montón de computadoras ponen a disposición de la red energía y poder de cómputo. Si yo estuviese dispuesto a querer incluir dentro de la blockchain una transacción inválida, tendría que contar con más del 51% del poder de cómputo de toda la red, cosa que en la red de bitcoin es imposible, ya que es la más grande del planeta. Incluso combinadas las grandes tecnológicas del mundo, no llegaron ni a un 10% del poder de cómputo que tiene la red de bitcoin y estamos hablando de Amazon, Pixar, Google y Meta (Facebook).

¿Y cómo era en ethereum?

En ethereum pasaba algo parecido, estaba un poco más atomizado y diversificado ya que mucha gente podía minar con una computadora desde su casa. Esto generó, el año pasado, una revolución ya que la rentabilidad que pagaba la red por aportar dicho poder de cómputo era muy significativa. Era tentador poner una computadora a validar transacciones de la red de ethereum. Lamentablemente esto llegó a su fin ya que esta actualización cambió de la modalidad “proof of work” (prueba de trabajo) a “proof of stake” (prueba de participación).

¿Qué significa?

Ahora las transacciones se van a validar a través de nodos que ponen como garantía cierta cantidad de criptomonedas. Entonces se vuelve hasta un poco más seguro, pero de alguna manera también tiende a la centralización de grandes capitales, porque las personas que ganan la recompensa que paga la red por validar estas transacciones, son los que más criptomonedas tienen. Significa que los que más tienen, son los que más van a seguir teniendo y de alguna manera, todo este poder de cómputo y energía que se utilizaba en validar las transacciones, le daban un colateral a esa propia criptomoneda que es el cuánto cuesta hacerla. Por otra parte, es muy fácil calcular cuánto consume una minera para producir un bitcoin, tanto en lo que es amortización de equipos, personal, infraestructura, alquileres y obviamente la energía para fabricar una unidad. Para ethereum, también eso era previsible, pero ahora, al no tener ese colateral, es mucho más difícil determinar ese precio. Es posible que ese valor intrínseco que tenía detrás esta criptomoneda, haya hecho que los precios se reduzcan significativamente. De hecho, estos últimos 10 días, desde que se produjo el “the merge”, cayó más de un 20% el valor de ethereum y probablemente siga bajando. Entiendo que todos los mercados están cayendo.  Los que conocemos un poco de economía estamos viendo el caso de Estados Unidos y su inflación, que afecta a todos los mercados económicos y más a los mercados chicos como son los de las criptomonedas. Pero en el caso de ethereum también pudo haber influido esto.

La noticia simpática es que se reduce el consumo eléctrico, pero afecta a quien invirtió para minar desde su casa…

Nosotros damos servicio de asesoramiento y armado de granjas de minería y hay toda una revolución por esto, ya que ethereum era la moneda más rentable para minar con una computadora hogareña. Hoy los mineros nos vimos forzados a buscar otras alternativas. La cuestión es que la red de ethereum se llevaba casi el 95% del total de la red y las pobres monedas chicas, que van a agarrar todo ese poder de cómputo, realmente no lo van a poder soportar. No es lo mismo dividir el pago entre 10 personas que entre 100 mil. Para que eso sea rentable, lo necesario que el valor de mi moneda suba. A la larga debería subir, porque todo este poder de cómputo genera un colateral, mucha más seguridad, mucha más diversificación en el sentido de que ya mis nodos están distribuidos en más partes alrededor del mundo y todo eso se tiene que traducir en precio. Igualmente, puede no dar esa ecuación y esto produjo que, a lo largo del mundo, grandes granjas, mineros particulares y un montón de gente, ha decidido apagar sus equipos, esperar que se calmen un poco las aguas y ver qué pasa de acá a un mes y medio, cuando se acomode el mercado.

¿Es palpable esa baja de consumo de energía?

Creo que la mitad de los mineros fueron apagados. El gran consumidor de energía en el mundo de las criptomonedas es el bitcoin. Ethereum, más allá de ser importante, con mucho poder de cómputo, ni se acerca a los consumos de energía que puede llegar a tener bitcoin. Con respecto a esto tengo una opinión formada que difiere de la mayoría.

¿En qué sentido?

Como humanidad no sé si tenemos muchas otras cosas que sean tan eficientes en transformar energía en valor como lo hacen las criptomonedas. Pensemos en una botella de vidrio. Se tienen que usar camiones, palas para conseguir la arena, calentadores monstruosos para fundirla y producir el vidrio. Refinarlo, después cortarlo, transportarlo… toda esa industria consume un montón de energía, tal vez no eléctrica, pero si fósil, energía humana, en construcción de infraestructura porque todos esos galpones, esas fábricas se tienen que armar y se invierte energía. Cuando vamos a vender la botella de vidrio, vale $25. Traducido a lo que es transformar energía en valor, creo que las criptomonedas lo han hecho muy eficientemente y ayudaron a la humanidad a explorar nuevas formas de conseguir energía, porque justamente hacerlo es rentable. De hecho, El Salvador está invirtiendo muchísimo al igual que Finlandia, en energía geotérmica que es muy difícil de aprovechar por tener que trasladar esa energía a los focos de consumo que están alejados de los volcanes. La energía geotérmica se suele sacar de los volcanes porque tenemos acceso directo al magma que funciona al igual que una planta de energía nuclear. Calentamos agua, movemos turbinas y generamos electricidad, pero usando la propia energía del planeta, el magma de los volcanes. Ese recurso no se había explotado. Otra es la energía mareomotriz. En Argentina, teniendo una de las costas más grandes del mundo, no la estamos aprovechando porque no hay incentivo, ya que la electricidad sigue siendo barata. Eso no motiva a invertir, justamente, porque hay formas muy eficientes de aprovechar esa energía, como el caso de las criptomonedas.

¿Es contradictoria la irrupción de the merge con la naturaleza descentralizada de las criptos?

Ethereum no tiene un pasado tan claro con los principios básicos de la blockchain. Es la moneda elegida por todos esos mineros que quedaron prácticamente sin razón de ser, porque armaron todo para minar una criptomoneda y ahora se ven obligados a minar otra. Ethereum Classic surgió de una disputa de intereses hace varios años atrás, en 2016 cuando hubo un error en la blockchain y la gente de ethereum decidió volver la blockchain para atrás para solucionar ese error, fue un robo de capitales. La gente de Ethereum Classic decidió seguir con el error porque uno de los principios de la blockchain es la inmutabilidad. Entonces, si rompo mis fundamentos, ¿qué valor voy a tener después como moneda? De alguna manera creo que ethereum, si traiciona a los que en un principio apostaron a la moneda e invirtieron capital, esfuerzo e infraestructura para apoyar el proyecto, hoy en día se ve como los sojeros.

Más allá de esto y otros vaivenes, ¿hay una tendencia en la juventud en volcarse a las criptomonedas?

Realmente, sentirse dueño de tu dinero es algo muy atractivo para la mayoría de los jóvenes y en un país como Argentina, donde estamos muy acostumbrados a la volatilidad y vemos que la apreciación de nuestra moneda nacional viene siendo negativa, casi que cualquier alternativa es más tentadora que el ahorro en pesos. El fácil acceso a través de las plataformas tecnológicas, el tema de los videojuegos, lo que es el stream, el arte electrónico que de hecho está en auge en el mundo de las criptomonedas. les da acceso fácil y rápido a estas tecnologías. Incluso el año pasado, con cualquier computadora gamer uno podía generar una buena cantidad de cripto y eso hizo que la adopción se vuelva bastante popular entre los más jóvenes.

¿El minero que trabajaba con ethereum puede volcarse a otra cripto con la misma tecnología?

Los que minan por placa de video, básicamente tienen computadoras preparadas con un fin en específico, es un rick de minería, una máquina preparada especialmente, que podemos usar tanto para los juegos como para minar cualquier otra criptomoneda que exista. Incluso bitcoin, que tiene mineros especializados con los cuales no podríamos competir. Pero todas las otras criptomonedas que son “proof of work”, accesibles para las computadoras que minaban ethereum anteriormente.

¿Estos cambios en ethereum lo vuelven más vulnerable a ataques y robos de token?

No debería. De hecho, está pensado para mejorar la seguridad. Obviamente tiene que haber una muy buena cantidad de nodos y un muy buen capital puesto a riesgo para que al ladrón de esas criptomonedas le sea físicamente imposible poder romper esta red.  Ethereum Clasic, que es una red muy chica, el año pasado recibió un ataque a más del 51% de su poder de computo, lograron volver hacia atrás algunas transacciones. Esta situación realmente es nefasta para la seguridad de una criptomoneda, así que creo que ethereum tomó todos los recaudos posibles para que este merge este bien colaterizado. De hecho, empezó a formar estos nodos un año antes de esta actualización.

¿Qué se necesita para crear un nodo de ethereum?

Se necesita tener 32 ethereum, mínimamente, en garantía. Estamos hablando de casi US$50 mil, no es para cualquiera, pero ahora se están desarrollando pooles en los cuales con una pequeña cantidad de ethereum se puede participar y obtener las ganancias que la red paga por estos nodos validadores, de todas formas, mucho menos a lo que se le pagaba a los mineros. Esto también genera un cambio en la economía interna dentro de ethereum que va a ir tendiendo a volverse deflacionaria.

¿Por qué ese cambio?

Se imprimían muchísimos ethereum por mes que iban como incentivo a los mineros. Esto obviamente ha desaparecido. Además, una actualización del año pasado hizo que los fee de transacción, lo que las personas pagan para que su transacción sea posible, se destruyan también. Eso fue un gran desincentivo para los mineros. Ahora, como la producción ha bajado y este fee de transacción que se pagaba se sigue destruyendo, la tendencia en la producción de nuevos ethereum está yendo cada vez a números tendiendo a ser negativos. De esta manera, va a empezar a producirse escasez de esta criptomoneda. Los nodos atesoran un montón de ethereum que salen del mercado, esto quita circulación y genera también esta escasez aparente porque el dinero está pero no en movimiento. De esta forma es probable que en un periodo de tiempo relativamente corto el valor de ethereum debería subir.

¿A la hora de que los programadores puedan desarrollar aplicaciones dentro de la red de ethereum, estos cambios son favorables?

Debería favorecer que las próximas actualizaciones que los fee de transacción sean más económicos. Más allá de que se destruyan, sigue siendo caro para una persona normal interactuar con un contrato inteligente, con un videojuego de la red de ethereum o subir una obra de arte directamente a la red de ethereum. Están desarrollando alternativas que se llaman soluciones de segunda capa. Esto, básicamente, siempre lo pongo en comparativa con que si todos tenemos que mandar una carta a Neuquén para qué vamos a mandar una a cada uno, metemos todas en el mismo sobre y pagamos una sola estampilla. Es lo que quiere desarrollar ethereum con las soluciones de segunda capa para poder ahorrar y que sea mucho más económico para los programadores y desarrolladores.

¿La baja del valor de las criptomonedas que estamos transitando es un momento oportuno para invertir en producir o comprar?

Los precios de los equipos de minería han bajado drásticamente, también los de bitcoin, porque de alguna manera se ajustan a la rentabilidad. El rendimiento mensual de un equipo debería ser más o menos de un 5%, si estamos en un rendimiento mensual un poco más alto de lo que vale el equipo, significa que el equipo va a subir y si es al revés va a bajar. Hoy estamos mucho más abajo de ese 5%, entiendo que el mercado se está acomodando y los vendedores de equipos de minería están a la expectativa. Muchos ni siquiera están vendiendo y están esperando a ver qué pasa. Es un buen momento para adquirir equipos, acumular criptomonedas de manera económica frente a una valorización de mercado que más o menos creemos todos que va a ocurrir dentro de un año y medio. Las criptomonedas se van a valorizar en un año y medio, este es un excelente momento para comprar. De hecho, en lo que son los ciclos de mercado que en bitcoin suceden cada cuatro años, porque hay un fenómeno que reduce su emisión, estamos en el punto más bajo de este ciclo, cuando hace unos meses cotizó en US$ 17 mil. Así que todavía estamos en precios excepcionales para entrar al mundo de las criptomonedas.

El impacto económico que provocó la guerra por la invasión rusa a Ucrania en cierta forma ¿favoreció a las criptomonedas?

Creo que hay muchas cuestiones que son favorables para las criptomonedas. Rusia está fomentando la incorporación de los pagos en cripto e incluso ha vendido energía tanto gas como petróleo a través de criptomonedas para saltar un poco el cepo que le puso la Unión Europea. Ucrania abrió un fondo de recepción de donaciones a través de criptomonedas. Me parece algo asombroso. No esperaba que países lo adoptaran tan pública y libremente. La posibilidad de tener la trazabilidad de las donaciones, porque cada uno puede ver cuál es el capital total aportado y saber qué se está haciendo con ese dinero, vuelve todo súper transparente. No hay ninguna entidad que se quede con un porcentaje por esa donación, porque siempre sabemos que las entidades que mueven dinero no lo hacen por amor al arte, sino que es un negocio para todos ellos y mientras más intermediarios podamos sacar de las causas que son para ayudar a familias o hacer que las donaciones lleguen a destino, mejor serán los resultados. Por supuesto que en este contexto hubo un retroceso en la economía en un montón de sectores y las criptos se vieron afectadas, pero creo que va muy pegado a lo que son los mercados financieros internacionales y no tiene que ver solo con bitcoin.

Noticias Relacionadas

Ver Más Noticias Relacionadas

Uno de cada 10 adultos argentinos compra o compró criptomonedas

Las transferencias con monedas digitales alcanzaron los 93.000 millones de dólares en el último año.

Hace 20 horas
Por

“Las criptomonedas pueden ser la solución al problema de inclusión financiera en Latinoamérica”

Pese al complicado panorama que atraviesa el mundo de las monedas digitales, en Argentina algunos proyectos logran surfear la ola y avanzan con propuestas más que ambiciosos.

Hace 6 días
Por

Lemon Cash despide al 38% de su personal

Lo confirmó el CEO de la compañía a través de una carta abierta. Afirmó que no tiene que ver con lo sucedido con la quiebra de FTX.

Hace 2 semanas
Por

Cómo trabajar freelance, remoto, a nivel global, ganando y cobrando en dólares desde Argentina

En 2021 se disparó la búsqueda de oportunidades laborales de trabajadores argentinos que brindan servicios en el exterior con el objetivo de capitalizar sus honorarios al mejor tipo de cambio y durante el 2022 esta tendencia se consolidó.

Hace 1 mes
Por

“Nucoin es una nueva forma de reconocer la lealtad del cliente”

Fernando Czapski, Gerente General de Nucoin en Nubank, se refirió a la criptomoneda que lanzaron para potenciar la lealtad y dar recompensas a los usuarios.

Hace 1 mes
Por

Alianza entre la Universidad de Palermo y Paxful

Se trata de capacitaciones sobre Bitcoin que se realizarán de forma web en octubre.

Hace 2 meses
Por