/«Puerto La Plata permite ahorrar 120 mil dólares»

«Puerto La Plata permite ahorrar 120 mil dólares»

El presidente del Consorcio de Gestión de Puerto La Plata, José María Dodds, destacó la puesta en marcha de TecPlata y se mostró optimista de cara al futuro. Además, aseguró que con la licitación de Puerto Buenos Aires habrá competencia y se establecerá un sistema más eficiente que permitirá bajar costos.

En su despacho, el funcionario recibió a serindustria.com.ar. Durante una extensa entrevista, puso énfasis en la necesidad de terminar con la caracterización de “puerto fantasma”. “Tenemos que derribar esos mitos”, dijo. También se encargó de aclarar cómo se encuentran los accesos terrestres y ratificó el ahorro que significa operar en Puerto La Plata.

Pregunta: ¿Qué balance hace de su gestión al frente de Puerto La Plata?

Respuesta: Este año estamos cumpliendo 20 años como consorcio. Somos el primer Puerto en entrar al sistema de expediente electrónico. Hace pocos días, comenzamos a utilizar el sistema Sap Business One. Profesionalizamos mucho las distintas áreas. Somos superavitarios, seguimos manteniendo una rentabilidad a pesar de haber hecho una disminución de costos realmente importante. El gran desafío y la gran gestión de los últimos años es todo el trabajo que se ha realizado para poner en funcionamiento TecPlata. La terminal de contenedores que tiene ya varios años es una obra de 460 millones de dólares, propiedad del grupo ICSI que tiene más de 30 en el mundo.

Realmente tengo plena confianza en su presidente Bruno Porchietto, con quien estamos trabajando muy fuerte para el desarrollo. En este momento ya hay un servicio que viene quincenalmente y es un movimiento con productos locales. Estamos encontrando un interés muy grande por parte de las empresas navieras para venir.

P: Mucho se ha debatido sobre los accesos al Puerto… ¿Cuál es su análisis?

R: Junto a TecPlata hicimos un estudio de accesibilidad terrestre y nos encontramos con la sorpresa de que como está la situación actual, el Puerto está en condiciones de mover arriba de unos 300 mil contenedores por año sin hacer absolutamente nada, tal cual está la estructura. De esos 300 mil podemos pasar a 600 mil solamente tomando algunas medidas, como por ejemplo mejorar la sincronización de semáforos, trabajar día y noche, los fines de semana. Con la autopista nos vamos a 1.200.000 contenedores. El estudio lo realizó la misma gente que hizo el de los accesos a Timbúes, esto sirve para terminar con la idea que se ha instalado. Además, la activación de TecPlata es muy importante por la cantidad de mano de obra que puede generar. En funcionamiento en un 50% crece en empleos en forma directa 450 y en forma indirecta 4500. El solo hecho de que empezara a venir hoy una empresa cada 15 días significó multiplicar por tres la cantidad de empleados que tiene TecPlata. Somos conscientes que el Puerto como generador de puestos de trabajo es importante y estamos detrás de eso.

P: Desde varios sectores se habla de un puerto fantasma…

R: Hoy lo que podemos decir, es que YPF, que se encuentra dentro de la jurisdicción portuaria, mueve 500 camiones por día. Sin embargo, como eso no se nota tenemos que derribar mitos que hablan de un puerto fantasma. Obviamente, entiendo que en el mercado hay terminales privadas que tampoco ayuda. Sabemos que somos competencia, pero ni Gonzalo Mórtola ni yo, nos referimos a antagonismos, sino a una cooperación que se tiene que lograr entre las terminales para hacer crecer la oferta logística y eso es con Puerto Buenos Aires, con Puerto La Plata… Incluso cuando uno habla de Argentina hay que reconocer un primer grupo o segmento industrial que son los creadores de la exportación y muchos de ellos, consumidores de importación que sirven como procesos productivos. Es por eso que también tenemos que pensar en Zárate y Dock Sud con su terminal de contenedores.

P: ¿Qué significa la nueva licitación de Puerto Buenos Aires para los puertos bonaerenses?

R: Es un proceso muy interesante que va a beneficiar absolutamente a la carga. Venimos de un esquema que era Puerto Buenos Aires con tres terminales que competían entre sí, además de Zarate y Dock Sud y La Plata que no había arrancado. Eran cuatro puertos y seis terminales. Con la nueva licitación, van a quedar cuatro puertos y cuatro terminales con mayor capacidad. Esto nos obliga a los puertos a competir entre nosotros de buena forma.

P: ¿Cuáles son las ventajas logísticas que ofrece Puerto La Plata?

R: La primera gran ventaja que tiene Puerto La Plata es la ubicación geográfica: es el primero del Río de la Plata. A nueve kilómetros tenemos rada La Plata que es el primer lugar donde paran los barcos que esperan la autorización para ingresar hacia el norte o mismo para salir. Esto implica que los buques tienen una ventaja competitiva por venir a nuestro puerto, que significa no tener el segundo peaje de la Hidrovía. Además, estos barcos tienen un costo diario importante, podemos estar hablando arriba de 30 mil dólares si es un full container. Significa una ventaja competitiva y una ventaja de costo que es muy importante y es muy importante que ese diferencial de precio también llegue hasta el producto. Eso es algo que con Gonzalo Mórtola nos importa mucho, las ventajas que podemos dar desde cada puerto tienen que verse en el producto final.

Somos un puerto importante que maneja anualmente más de cuatro millones de toneladas de productos realmente importantes, como combustibles. Tenemos una ventaja logística muy notable, como es la ferrotracción. Constantemente recibimos locomotoras acarreando vagones con carbón de coque que tiene dos orígenes: uno es la destilería de YPF y el otro la de Luján de Cuyo, Mendoza. De allí estamos recibiendo por lo menos una formación por semana y tiene muchos destinos de exportación por la calidad del producto. Sumamos una ventaja más: tenemos Zona Franca a un kilómetro y eso es un atractivo muy grande. Entre la gente de Zona Franca, TecPlata y el Consorcio con acompañamiento de la Aduana estamos estudiando lo que llamamos el Corredor Franco, de tal forma de que pueda llegar un contenedor de importación a TecPlata y a través de un corredor pueda trasladarse a la Zona Franca.

P: El año pasado en un encuentro del Consejo Federal Portuario mencionó un número sobre el ahorro que significa operar en Puerto La Plata respecto al de Buenos Aires. ¿Lo ratifica?

R: Sí, en esa reunión dije que entrar a Puerto La Plata con un barco full container implica 120 mil dólares menos que entrar al de Buenos Aires y no es un número que inventé. De hecho, en el mismo panel, había una empresa naviera que ratificó el número. ¿Por qué pasa esto si reconocemos que es más barato? Es que hay una estructura con la que hay que trabajar, hay que convencer a la carga. Si bien las navieras están convencidas, tenemos que convencer a la carga que este puerto es viable. Porque el despachante de aduana que tiene una empresa determinada está acostumbrado a trabajar en un determinado puerto, necesita el ejercicio de empezar en otro y cualquier cosa alrededor de la carga se encuentra con “¿y ahora como son los gremios?, ¿qué problemas voy a tener con la aduana?” Todos esos problemas son parte de la solución que nosotros como autoridad portuaria estamos gestionando.

P: Más allá del carbón de coque y de combustibles, ¿qué otro tipo de carga se mueve en La Plata?

R: En forma estacional y en una cierta complementariedad con el puerto Mar del Plata, el año pasado hemos tenido ocho parejas de barcos pesqueros que venían a hacer corvina y estuvieron trabajando dos meses. Si uno lo mira fríamente como negocio portuario para nosotros no es interesante, pero somos conscientes de que eso es una solución logística y que genera puestos de trabajo. También viene poteros y traen el producto acá. Otro servicio alternativo que se estaba ejecutando, pero que por circunstancias coyunturales de la economía no se está realizando en este momento, es el movimiento de vehículos. Hemos llegado a tener hasta 3500 autos y nuestra playa que se puede expandir. También se está estudiando la posibilidad de arena de fracking. La ventaja que ofrecemos es que llega en barco y se carga en tren hacia el sur. Como puerto público nosotros no podemos descartar ninguna carga, todas las aceptamos y las promovemos. Estoy convencido de que este puerto va a ser muy interesante en el mediano plazo para los contenedores. Incluso obras como las del Paseo del Bajo, denotan que los grandes beneficiados somos Dock Sud y nosotros, porque permite cruzar la Capital rápidamente. Para toda la carga que viene del norte, no cambia la ecuación un flete de camión que haga entre 60 o 100 kilómetros más. También la ruta 6 es una solución para Puerto La Plata porque permite circular alrededor de Buenos Aires y lo mismo pasa con la autopista Perón que está en pleno desarrollo.

P: Además del interés de empresas grandes… ¿Se registra expectativa desde el cordón productivo de La Plata y la región?

R: Sí, lo hemos notado. Estamos en contacto con algunas empresas de la región que están extremadamente interesadas. Hay veces que lo que nos está faltando es poder unir la empresa con el destino final. Tenemos el cordón frutihortícola más grande de Argentina. Sin embargo, ese cordón no se está explotando con un concepto exportador de una materia prima que hoy es extremadamente apetecida por el mundo, porque no tiene una oferta logística. Realmente tengo mucha confianza en que Puerto La Plata será un actor fundamental en el desarrollo de la región y de la provincia.

Por Gabriel Ríos Malan.

Fotos y vídeos: Martín Suárez.