“Las Pymes argentinas exportamos impuestos”

10 marzo, 2020

El empresario Eduardo Regondi analizó la actualidad de las Pymes y celebró la sanción de la Ley de Góndolas. Además, consideró que es necesaria una reforma impositiva y que se debe diferenciar a las pequeñas y medianas empresas respecto a las grandes compañías.

En la apertura del ciclo 2020, de Ser Industria Radio, que se emite por AM 1570 Radio Rocha y radiorocha.com, el vocal de la Cámara Comercial de Tigre y presidente de Proyectar ONG, afirmó que “hoy las Pymes exportamos impuestos”.

Ser Industria: Pasaron cuatro años difíciles, donde el comercio interno tuvo grandes caídas. ¿Las medidas del nuevo gobierno como el pago de bonos para los trabajadores o la tarjeta alimentaria han dado al menos un poco de movimiento a la economía?

Eduardo Regondi: El sector productivo argentino, especialmente aquel que vive del consumo interno viene pasando cuatro años largos sin reactivarse. Las políticas del Gobierno anterior tomaron el mercado interno argentino casi como rehén porque le han quitado plata de todos lados. Por un lado, se ha bajado el nivel de actividad, especialmente por la falta de dinero del sector de compras que es la clase media, además de la apertura indiscriminada de los productos del exterior. En este momento estamos recién empezando a ver un poco la luz al fondo del túnel.

SI: ¿Qué opina de la Ley de Góndolas?

ER: Estamos muy satisfechos con esta norma que nos va a permitir la posibilidad de que los productos argentinos, los de las Pymes en particular puedan estar en los supermercados. La Pyme argentina vende en el país y cuando hablamos de la posibilidad de exportación siempre lo planteamos como un sueño o un aspiracional. El empresario que fabrica productos en Argentina quiere exportar, pero insertarse en el mundo no es solamente una cuestión de intención o inclusive de que el empresario haga bien los deberes y tenga la empresa perfectamente armada, tecnológicamente preparada para exportar. Depende de decisiones que tienen que ver con la macroeconomía y cuando el país no tiene un proyecto, sin un marco que lo acompañe es imposible exportar. La Pyme argentina viene padeciendo hace muchos años estos problemas, disminuyendo el mercado interno y casi la imposibilidad de exportar por la cantidad de impuestos que existen. Cuando ves un producto argentino afuera, lo que vende son impuestos, con lo cual estamos ante una problemática grande.

SI: ¿Esta ley dará mayores posibilidades a los productos regionales para evitar mayores costos logísticos y facilitar el acceso del público a los productos?

ER: Ya se empieza a vislumbrar la posibilidad de este tipo de negociaciones. Las representaciones gremiales de las Pymes se han sentado con los supermercados para ver cómo dar cumplimiento a lo que dice la ley. Me parece que es un paso adelante de diálogo de los dos sectores. El supermercadismo más grande no está de acuerdo con la Ley de Góndolas, ellos no quieren que les impongan leyes y que los obliguen a vender productos regionales.

SI: El gobierno implementó créditos para Pymes. ¿Los están tomando para producir o pagar deudas?

ER: Creo que el comienzo del nuevo gobierno, la segunda medida que podemos considerar como feliz son esas líneas de créditos y las bajas de tasas. Los créditos especialmente los bancos nacionales y siguiéndolos a ellos los bancos privados, haciendo un esfuerzo para intentar generar en su cartera algo que le es bastante poco gustoso como es entregar créditos a tasas negativas. Los bancos privados no quieren hacerlo y están obligados y ahí me parece que se ve el rol importante que tiene un Estado en momentos de equilibrar las condiciones de juego sacando una ley y ejerciendo con mano firme, intentando buscar el equilibrio que no existe de forma natural. Los créditos fueron entregados con 29% de tasa anual, en casi todos los casos que conozco a un año y no te preguntan para qué es. Es muy buena tasa para lo que es Argentina. En Francia un crédito con 29% anual no dirían que es una buena tasa, porque allá los créditos son a 2% o 3%. En Argentina 29% nos parece que estamos en Navidad. Lo que pasa es que esto le llega al sector formal de la economía y en el escenario Pyme hay mucho sector que no cumple con todos los requisitos para poder tener la cuenta en el banco y la carpeta abierta como corresponde y ese es el sector que está más postergado. También hay que hacer algo con ellos. De todas formas, estas medidas son muy interesantes y ayudan al que está formalizado, tampoco son montos muy altos, pero creo que es una medida importante porque genera la posibilidad de salir de una deuda o de invertir para producir.

SI: Un informe del Banco Mundial, hablaba de que la presión impositiva en Argentina representa alrededor del 106% sobre las ganancias netas. ¿Si una Pyme paga los impuestos en tiempo y forma, sería apenas rentable?

ER: El gran problema que tenemos en la Argentina es la carga impositiva, claramente. Lo dice el Banco Mundial y todo aquel economista que estudia el tema o lo decimos nosotros que ponemos el pecho todos los días. Es extremadamente fuerte y en este caso no discrimina el impuesto y habría que discriminar porque hay que separar lo que es la Pyme y lo que es la gran empresa. En algún momento se ha hecho y en algunos impuestos se hace, como por ejemplo la retención al campo a las grandes superficies sojeras beneficiando a las más chiquitas y está bien porque no es lo mismo la empresa de mil personas la de cien o la de uno. A veces la Pyme es unipersonal y ese señor tiene muchísimos menos beneficios que un trabajador inclusive. Me parece que lo que hay que hacer es entender la problemática y escalar los impuestos para aquellos que realmente son más grandes y pueden pagarlos y que además tienen un nivel de facturación importantísimo y son prácticamente formadores de precios y la Pyme no es formadora de precios.

SI: ¿El nuevo esquema de retenciones se puede llegar a cumplir?

ER: El tema de las retenciones es muy complejo, hasta cuánto corresponde y hasta cuánto no. Partamos de la base de que todos los Estados, especialmente Argentina, siempre tienen las llaves del impuesto cuando no le cierra el número. El empresario cuando no le cierra el número sale a vender, tiene que ser creativo, baja los precios, hace promociones porque tiene que pagar los impuestos, los sueldos a sus empleados… el Estado no, no goza de creatividad, el sector público siempre mete mano en la “creatividad” pero con más impuestos y en esto no se diferencia el color político.

El Estado nunca sale a generar mayor venta o nuevos mecanismos para conseguir recursos, ni siquiera generando escenarios para que los privados que podamos salir a vender al exterior. El empresario Pyme argentino va solo y golpea la puerta en Uruguay, en Paraguay, intenta negociar en Brasil y después cuando sale el negocio y va a exportar resulta que exporta impuestos. ¿Cómo se puede explicar que el industrial que fabrica un bien le hagan una retención cuando exporta? Es una locura.

SI: ¿Crees que este aumento en las retenciones de la soja se va a trasladar a los precios?

ER: Creo que van a intentar trasladarlo, porque siempre el sector privado lo intenta. Ahí tenemos dos temas: primero como mercado intentar no aceptar que esa traslación de la retención de 3% extra para los grandes productores sojeros pase a precios.

En segundo lugar, tengo mucha esperanza que un Gobierno que se jacta de ser todo lo contrario al libre mercado intervenga e impida que esto llegue a la canasta argentina, los empresarios Pymes queremos un Gobierno que busque el equilibrio en las relaciones comerciales y no deje libre al zorro en el gallinero.

SI: ¿Cómo se deben controlar los precios?

ER: Las leyes están, hay que cumplirlas, aplicarlas. Ahora está la Ley de los Precios Cuidados, hay una legislación que lo prevé. Además, tenemos que ser nosotros también lo que veamos eso y entender que hay productos que no tendríamos que estar aceptando pagar más caros.

SI: ¿Desde tu empresa: cómo se manejan las exportaciones con el dólar controlado?

ER: Para exportar tenemos un precio en dólares que no ha variado en los últimos seis años y lo mantenemos a rajatabla porque no se puede ir al exterior, a donde estas vendiendo a decir que el país cambió, el dólar subió. Hubo momentos que con ese precio nos fue muy bien y pudimos hacer alguna bonificación en productos a nuestros clientes del exterior y otros donde salíamos hechos. La exportación de productos de mi empresa es un porcentaje muy pequeño. Las Pymes no podemos exportar mucho, en mi caso no llega al 10% de la venta anual, entonces puedo bancar en ese precio en dólar casi saliendo hecho por momentos y teniendo buen margen y buena rentabilidad en otros.

Noticias Relacionadas

Ver Más Noticias Relacionadas

Villa General Belgrano cierra una exitosa temporada de invierno

Tras la gran convocatoria de la Fiesta del Chocolate Andino se prepara para celebrar el Oktoberfest.

Hace 7 horas
Por

Villa Gesell ofrece un “Invierno Medieval” a los turistas que la visitan

El espectáculo forma parte de la grilla prevista para estas vacaciones.

Hace 6 días
Por

El Sector Público Nacional registra superávit en el primer semestre de 2024

Por primera vez desde 2008, el Sector Público Nacional mantiene un superávit financiero durante seis meses consecutivos.

Hace 7 días
Por

Con una gran fiesta popular una ciudad bonaerense se prepara para recibir al turismo

General Alvear festeja su 155° Aniversario con música y asado gratis para los visitantes.

Hace 1 semana
Por

Estiman que el tipo de cambio debería estar en torno a los $1.430

El economista Orlando Ferreres analizó la situación económica en Ser Industria Radio.

Hace 1 semana
Por

En junio el consumidor pagó $3,3 por cada $1 que recibió el productor

La participación del origen explicó el 31,1% de los precios de venta final, 9,6% menos que en mayo.

Hace 1 semana
Por