Buenos Aires

14°

Cotizaciones

Dólar

Compra

$ 133.75

Venta

$ 141.75

Euro

Compra

$ 137.33

Venta

$ 137.87

Real

Compra

$ 26.27

Venta

$ 26.30

Información de Provista por

Empresa mexicana se quedó con una planta de BASF en la Argentina

Lunes 14 de Julio, 2014

A través de una operación global que incluye a México, Brasil y Chile, la terminal de General Lagos, en Santa Fe, pasará a ser controlado por el conglomerado.

El conglomerado mexicano Alfa, a través de la petroquímica Alpek, compró varios activos de la alemana BASF en América del Sur y del Norte, entre los que se encuentran los ubicados en la Argentina.

En cuanto al negocio local en particular, la operación –de la que no se difundió el monto– incluye la plantas de la localidad de General Lagos, en Santa Fe, donde se produce poliestireno expansible (EPS), un plástico al que se le pueden dar diversos usos.

La misma sintonía se buscará con las operaciones en Brasil (a través de la planta de Guaratinguetá) y Chile (donde funcional la planta de la firma Aislapol, de BASF).

Además de la planta santafecina el gigante alemán también cuenta con una terminales en Tortuguitas, en la provincia de Buenos Aires (dedicada a la producción de pinturas decorativas, industriales y automotrices, entre otras) Burzaco (elaboración de poliuretanos) y Escobar (químicos para la construcción).

También está presente en el negocio del petróleo y gas en la Argentina a través de Wintershall Energía, empresa que pertenece 100% al Grupo BASF.

Mientras tanto, en México, la transacción se llevará a cabo mediante la compra por parte de Alpek de todas las actividades del negocio de EPS de la empresa Polioles, un joint venture que conforman Alpek y BASF en México.

De acuerdo con un comunicado difundido por ambas partes en forma conjunta, la alemana adquirirá las actividades del negocio de poliuretano de Polioles, incluyendo activos seleccionados en la planta de Lerma, así como todos los derechos de comercialización y venta.

“La capacidad combinada de todas las unidades de producción de EPS que adquirirá Alpek es de aproximadamente 230.000 toneladas por año”, dijo la petroquímica de Alfa.

La operación está sujeta a la aprobación de las autoridades competentes, pero se espera concretar a principios de 2015, agregó Alpek.

José de Jesús Valdéz, director General de Alpek, comentó que “esta operación representa para Alpek una oportunidad atractiva de fortalecer su negocio de EPS en México, de ampliar su presencia en los mercados de EPS en América, y de consolidar su portafolio de productos en su segmento de ‘plásticos y químicos’. También reafirmamos el compromiso con la cadena de valor de EPS, donde continuaremos ofreciendo el más alto estándar de calidad y servicio a todos nuestros clientes”.

Alpek es productor líder de PTA y PET a nivel mundial. Opera la planta de poliestireno expansible más grande de América, y una de las plantas de mayor tamaño de polipropileno en Estados Unidos.

La empresa opera 16 plantas en México, Estados Unidos y la Argentina, y emplea a más de 4.500 personas.