Buenos Aires

12°

Cotizaciones

Dólar

Compra

$ 56.00

Venta

$ 59.50

Euro

Compra

$ 63.83

Venta

$ 64.19

Real

Compra

$ 13.85

Venta

$ 13.85


Las empresas deben tener un “corazón tecnológico”

Jueves 11 de Julio, 2019

Pablo Baldomá Jones, presidente de Polo IT La Plata desde hace tres años  y co-fundador del market place, Celerative, habló sobre el desarrollo del Parque Tecnológico en la capital bonaerense que en una primera etapa lleva una inversión de 15 millones de dólares y sus perspectivas del avance de la comunidad tecnológica de la ciudad.

El Polo IT La Plata es la continuación del trabajo realizado en el Distrito Informático del Gran La Plata (DILP) creado en 2005 por emprendedores locales en La Plata en el que se comenzó agrupando a un par de empresas para crear sinergia y que en la actualidad agrupa a 65 empresas, la Universidad Nacional de La Plata y el Municipio de La Plata con alrededor de 2.500 personas empleadas en forma directa. Tras varios años de dilaciones, decidieron por iniciativa privada, construir el primer parque tecnológico que se piensa terminar en 2020.

“Hace tres años que tomamos la decisión de hacerlo por nuestra cuenta, con inversión privada. Se espera que 15 empresas ocupen la primer nave de 10.000 m2 que será terminada en 2020”, contó a serindustria.com.ar Baldomá, uno de los impulsores para que este complejo, construido en cuatro naves que reúnan a empresas y start-ups tecnológicas, del país.

Pregunta: ¿Se puede hablar de una distinción del Polo IT de La Plata, con respecto a otros polos tecnológicos en el mundo?

Respuesta: Desde el Polo IT La Plata entendemos nuestras fortalezas y debilidades. Entendemos que las primeras vienen dadas por la fuerza estudiantil (por la confluencia de varias Universidades, entre las que se encuentra como foco principal la UNLP con 150 mil estudiantes), y la visión de Ciudad del Conocimiento. Creemos que estar cerca de CABA constituye asimismo una gran oportunidad para desarrollarnos como Polo del conocimiento.

 

P: ¿El Polo It, con cuantas empresas empezó y cuantas se sumaron hasta el día de hoy? ¿Cuánto trabajo generan?

R: El Polo IT La Plata cuenta con 65 empresas asociadas y agrupamos a 2500 personas en forma directa. 

P; ¿Se sienten un sector con peso en la ciudad?

R: Venimos impulsando junto a la UNLP y al Municipio el concepto de La Plata, Ciudad del Conocimiento, y entendemos que de a poco se va tomando conciencia del mismo.

Junto con el sector Hotelero, el de Servicios de Informática, es el único que creció en los últimos años, respecto a inversión, expansión y generación de trabajo.

P: Mencionan un apoyo de la Municipalidad de La Plata y de la facultad de Informática ¿en qué se basan concretamente?

R: Trabajamos en conjunto con Gobierno y la Academia para desarrollar nuestra Industria del Software. Hemos realizado convenios con la Municipalidad para la puesta en común de “La Plata Emprende” un espacio para fomento de emprendedores.Junto al Ministerio de Producción de Nación creamos un complejos de Informática, que contiene dispositivos de realidad virtual, para los estudiantes e interesados de informática; el mismo es de libre acceso y está ubicado en Avenida 13 y 64. Ahí también, las empresas dan charlas, organizan meetups y colaborar con la Universidad. 

En la UNLP, tenemos un Consejo Asesor, para las actividades de informática, donde estamos asesorando y guiando las actividades en relación a la informática y también damos charlas a esta comunidad académica.

P: Cuando uno describe La Plata, lo primero que señala es que es una ciudad de universitarios y administrativos ¿estamos en un momento de cambiar ese estereotipo de La Plata?

R: Queremos que el slogan de la ciudad sea “Ciudad de Conocimiento”. Porque es una ciudad con una mayor cantidad de estudiantes y está rodeada de conocimiento. Queremos perseguir ese anhelo que depende del conocimiento y que lleve a una ciudad que cree valor agregado con salarios medios y altos. 

P: ¿Hay un entendimiento con las industrias tradicionales de la ciudad o van por caminos separados?

R: Si las empresas no comprenden que deben tener un “corazón tecnológico” con raíces en el conocimiento en el negocio de alguna u otra manera tenderán a tener problemas. Si nos enfocamos en una economía extractiva de recursos naturales, o insumos naturales lo que lograremos es que cada día que pasa nos quedaremos con menos recursos naturales. En cambio si nos enfocamos en una economía de conocimiento invirtiendo y aprovechando los círculos virtuosos de esta, tendremos cada vez más conocimiento.

Por eso, nosotros fomentamos la optimización de procesos en otras industrias. Incluso podríamos mejorar la producción de sectores basados en la extracción de recursos naturales.

Actualmente en Argentina hay 110.000 profesionales de informática y no hay una empresa que tenga más del 4% de esas personas por lo que se suele hablar de una industria competitiva y compuesta mayormente de Pymes y MiPymes.  Aproximadamente el 75% de las empresas en Argentina ( y se replica en La Plata) tiene menos de 30 empleados a modo de ejemplo de lo anterior. 

La gran oportunidad de La Plata son los más de 2.000 personas que por año se lanzan a estudiar alguna carrera vinculada a Informática, Bellas Artes o Ingeniería en Computación. Esto le da fuerzas al Polo IT La Plata para creer que se puede llegar a 2020 con una industria de 4000 personas.

P: ¿Cómo atraer inversión en un escenario complejo, donde el empresario local no ve el error como una virtud e inherente a las compañías tecnológicas?

R: Creemos que el Parque marcará un faro para la Ciudad del Conocimiento. Todas las personas deberíamos pensar en este lugar a la hora de pensar en Innovación o incluso educación y formación junto a las Universidades. 

Creemos que es un desafío pensar en la Inversión de 15 millones de dólares (Nota: es la inversión requerida para la Nave número 1 de las 4 proyectadas) en un contexto tan cambiante y complejo desde un punto de vista económico. Pero entendemos que nuestra industria depende de exportación de servicios a otros países, y se mantiene ajeno a la coyuntura económica del país, por lo que creemos que la atracción de inversión es un desafío que podemos cumplir.

Por Camilo Urquizu.